Descripción general

¿Por qué colocar sensores en un molde?

Lo que ocurre en el molde, se queda en la pieza. Los sensores de presión y temperatura en la cavidad permiten saber sin lugar a dudas qué ocurre en el plástico a medida que se forma la pieza.


Estrategia para ubicar los sensores.

Es fundamental saber dónde colocar un sensor para obtener la información más útil posible. Los siguientes son algunos de los aspectos básicos a considerar.

  1. Primero, defina el problema que intenta resolver.
  2. Coloque el sensor adecuado cerca del lugar donde se produce el problema, de manera que pueda "ver" los cambios que provocan el defecto.
  3. Se pueden utilizar sensores para control de transferencia V->P (conmutación) para mejorar la consistencia. Estos deben estar dentro del "área de influencia": un lugar donde la máquina todavía pueda enviar plástico en el momento en que se realizará la conmutación.

Los sensores de control no garantizan la calidad en toda la cavidad.


¿Para qué sirve medir la presión?

Los datos sobre la presión pueden ayudar a identificar:

  1. Hundimientos
  2. Piezas incompletas
  3. Rebabas
  4. Vacíos
  5. Dimensiones
  6. Peso
  7. Resistencia química
  8. Tensión de alabeo (diferencia de presión a lo largo de la cavidad)

¿Para qué sirve medir la temperatura?

Los datos sobre la temperatura pueden ayudar a identificar:

  1. Variaciones en el circuito de enfriamiento
  2. desequilibrio o bloqueo => alabeo debido a un comportamiento de contracción semicristalina
  3. temperaturas de fusión incorrectas

Estilos de sensores

Botón vs. A nivel
Piezoeléctrico vs. Extensímetro
Tecnología multicanal vs. Tecnología de un solo canal